¿Para qué era la reunión del 25 convocada por el ayuntamiento de Valladolid?

Gran parte del contenido del siguiente artículo lo envié por correo electrónico al grupo de la Red Delicias, con ánimo de dejar clara la perplejidad en que nos dejó la reunión del 25 de junio de 2018 entre distintos colectivos y representantes del ayuntamiento de Valladolid y fomentar el intercambio de impresiones.

Antes del contenido en sí de esta nota, algunos datos:

  • El viernes, ya por la tarde, se convoca para el lunes a unas pocas entidades a una reunión para hablar sobre el Delphi (estudio que se está llevando a cabo por el ayuntamiento de Valladolid). Se indica que se podía invitar a quien estuviera interesado (teniendo en cuenta que se invitó a quienes habían contestado a la primera encuesta). No se dice quién estará por parte del ayuntamiento (esa tarde, eso sí, se cuelgan las Agendas de les miembres de la corporación municipal donde aparece la reunión, con horarios diversos, en las agendas de varies responsables de concejalías).
  • En la reunión, que comenzó puntual, están presentes 6 concejalías (contando la del Barrio), dos personas de la UVa y un técnico del ayuntamiento (el responsable del área de Servicios Sociales para la Zona Este). Al frente, miembres de distintas entidades y vecines a título particular (aunque en un principio se intentó estar sentados en una mesa, se ve que fuimos más de los que elles esperaban); nosotres sumamos, al final, 22 personas, contando entre las mismas al menos con tres trabajadores del ayuntamiento.
  • Otros antecedentes en el artículo publicado por une compañere, cuya lectura recomiendo antes del presente.

Ahora sí, al lío:

Vuelvo a leer el correo donde deprisa y corriendo se nos convocó a una reunión con el Ayuntamiento por y para el Delphi y quedo, nuevamente, perplejo por lo que vi el lunes. Por un lado, se nos presentaron unos ¿resultados? muy parciales con la segunda ronda incompleta, una reunión que se hizo porque «se tenía que hacer antes del verano» y se nos propuso exactamente lo mismo que hace tres meses, con la diferencia que hay un estudio ya en marcha. Se nos convoca para hablar de la herramienta principal del estudio sin tener la segunda fase completa, sin resultados que sirvan para algo.

La reunión discurrió por otros derroteros, pero no podíamos obviar que la convocatoria era para algo concreto (de hecho, desde uno de los colectivos se comentó que pensaban que era algo más técnico, si no estarían otras personas de dicha entidad sentadas en esa reunión)… la verdad es que me reía (dos concejalas me lo echaron en cara dos veces, por cierto) por algunas cosas tan simples como ver a una concejala echarnos la bronca por tener una «visión negativa» del barrio por unas respuestas a preguntas destinadas a averiguar los problemas del barrio (lo que decían los dos de la universidad: «queremos obtener información sobre los problemas»; esto lo destacó una de las personas presentes, diciendo que se comentaron los problemas porque se preguntaban por ellos) o un tono absolutamente paternalista que va en contra de todo lo que muchos de nosotres llevamos trabajando y de cómo está funcionando la propia Red (¿qué es eso de ponernos como superiores al común de los mortales para poder darles toda las cosas masticaditas en una propuesta final que… que no sabemos qué se hará con ella? ¿Así es como entendemos lo de «fomentar la participación»? Desde una de las entidades se comentó muy bien que hay que cambiar los mecanismos de comunicación e intervención). Y, de repente, llegamos al final de la reunión con una propuesta de convocatoria del Consejo Social para «ya».

Y es que este el final me dejó muy frío, la verdad. Sabemos que el Consejo Social está en los planes del ayuntamiento desde hace un buen tiempo (lo han comentado múltiples veces, lo prometieron para junio) y sigue haciéndose de forma vertical. Hace unos meses, en aquella reunión, recuerdo que comenté que los Consejos Sociales debían pedirlo las entidades, a eso la Concejala de Servicios Sociales dijo que «no», que eran de creación del consistorio, y el técnico del ayuntamiento dijo que, bueno, «sí», eso ponía el reglamento (y es que es la única forma, art. 5 de dicha norma municipal), pero quien los aprueba y dirige es el ayuntamiento (esto es innegable, yo hablo del comienzo, que no es lo mismo una cosa que la otra). Nuevamente, es la concejala la que nos convoca para crear un Consejo Social.

Así que ese era el objetivo de toda la reunión: tener gente para montar el Consejo. Nos ha fastidiado mayo con las flores.

No parece que fuera para hablar del Delphi (cuando se intentó, se cuestionó la intervención en el sentido de que no estábamos para discutir sobre el Delphi, vaya, y yo que pensaba que eso ponía la convocatoria), incluso al final ya decían que el Delphi servía como «estudio de la participación en el barrio» (¿cuándo se dijo eso? Ni al comienzo de la reunión ni en la documentación enviada ni, por supuesto, en el sentido del estudio que se pidió el tema iba por ahí). Pero a eso se referían: a saber qué entidades podían ser convocadas para el Consejo. Lo que es peor, se nos preguntó (se lanzó una pregunta abierta a todes les presentes) si se debía convocar para el Consejo a esas 53 entidades o solo a las que habían contestado. ¿Quiénes somos nosotres para decir que no se convoque a otra entidad solo porque no ha contestado un test? ¿Por qué salió el tema de convocar el Consejo Social YA? O he apuntado mal las intervenciones, o nadie dijo que se debería hacer YA, salvo para recordarles que se estaba atrasando una contratación (persona que, además, es necesaria para muchas otras cosas). Es que ni siquiera es el ayuntamiento quien deba «convocar» una «constitución», debe aprobar o no una solicitud dada por las entidades. No es lo mismo. No es mera semántica que nos lleva al mismo sitio. Es procedimiento, es esencia.

Hablando de procedimientos y estilos: ¿cómo es posible que un tema tan importante se pueda decidir en una reunión sobre otra historia que, además, fue convocada «de hoy para mañana»?

Da por hecho que lo queremos (y seguramente haya al menos 5 entidades que lo desean plena y justamente), desconozco si se ha seguido bien el proceso del reglamento o se hará un paripé de tres al cuarto y en esa primera sesión se firme una solicitud formal. Pero no sé si controlan su propio reglamento, voy a recordar que en el mismo se deja claro que las personas de forma individual no pueden formar parte, lo mismo para las entidades que no queremos tener inscripción registral (¡somos legales! los registros no dan la personalidad jurídica a las asociaciones -a diferencia de las Fundaciones-, solo tienen fines de publicidad y para limitar la responsabilidad de sus miembres), en tanto que es un requisito que las entidades (nunca personas) estén «debidamente inscritas en el Registro Municipal de Asociaciones». Cuando un compañero preguntó eso (si une vecine podía formar parte directamente o si una entidad no registrada podía ser miembro), la respuesta debió ser inmediata y tajante, nosotres la sabíamos y queríamos que se retrataran, que quedara claro en esa reunión, pero no controlan o quieren controlar su propia normativa (ni la quieren modificar). Porque ya se la están saltando en la forma en que este consejo está gestándose. Eso o, lo que sería casi peor, prefieren dar largas a preguntas que no les interesa contestar.

Soy consciente (lo somos todes en D=a= Delicias) que el Consejo Social del Barrio es algo que muchas entidades quieren o les interesa, por eso estaba dentro de las posibles formas de trabajo que presentamos hace más de un año cuando comenzamos a juntarnos, a los inicios de la Red (recuerdo explicar qué era un Consejo y cómo podíamos pedirlo, si interesaba; también invitamos a una persona del ayuntamiento para que lo explicara bien). A nosotres, por la forma en que funcionan otros y por la forma en que se está presentando este Consejo, no nos gusta un pelo. Insisto, el protagonismo lo deben tener las personas y las entidades, no el ayuntamiento. Y en este sentido, que el Consejo se termine creando no por petición de las entidades (como dice el propio reglamento) sino por empeño del consistorio, no augura nada bueno (y espero equivocarme, de verdad). Que desde les representantes del ayuntamiento de Valladolid se haya vuelto a mencionar la financiación que muchas entidades reciben, tampoco es bonito ni elegante (ni es verdad que solo se trabaje por la escasa financiación que las administraciones dan ni que todes les presentes las recibamos, pero esto es secundario; en todas las reuniones lo dicen, quieren dejar claro que si existimos es porque nos pagan, ¿es una amenaza velada? ¿Quieren aplausos por delegar en el tercer sector mal financiando actividades que deberían hacer directamente? Porque no es que se apoyen o complementen con el tercer sector, es directamente una externalización escasa; solo hay que ver la cantidad de Educación de calle que había hace 15 años –por parte del consistorio– y qué programas financian hoy).

Hace un tiempo se comprometió la Concejala de Servicios Sociales a una reunión con presencia de otros del ayuntamiento (casi todes estuvieron ayer, era el mismo número de concejalías pero no las mismas). Para esta del Delphi no estaba avisada esa presencia (más allá de las agendas que, evidentemente, no revisamos todos los días), ¿acaso nos van a colar esta reunión como la que estaba pendiente? Voy a recordar que la pendiente tenía que ser abierta al barrio (esta puede decirse que lo fue, pero en una medida muy pequeña, avisando a los pocos que habían contestado una encuesta y diciéndoles que avisaran a quien quisieran para hablar del Delphi, de un viernes por la tarde para el lunes), para trabajar cosas concretas y con un estudio ya hecho. ¿Esta reunión cumple alguna de las promesas? Solo una, la alta presencia de personas del ayuntamiento. Se agradece que vengan, pero no tanto que se pasen solo para hacer turismo social y tomarnos el pelo.

Sobre la Concejala de Servicios Sociales poco que decir, pasó de estar (absolutamente) a la defensiva a estar al ataque (¿qué es eso de ponerse de pie y acercarse como hizo a una persona? Con el tono que tiene, además). Y no, no se puede justificar simplemente diciendo que es «pasional». Creo que ya hemos avanzado lo suficiente como sociedad como para saber que eso no es excusa para comportamientos de ese (o cualquier) estilo.

Seguro que elles tienen quejas sobre nosotres (les miembres de D=a= Delicias presentes), que somos pesades, exagerades y todo eso, que nos reímos o hacemos chacota en esas reuniones; y, en parte, tendrán razón, pero es que en el panorama que nos presentan y la forma en que actúan, es eso o llorar desconsoladamente, levantarnos de la mesa y no volver. Y hay mucho trabajo que hacer. Y este se debe realizar buscando el máximo de participación social, para paracaidistas salvavidas no hacemos falta las entidades ni tanto paripé. Y lo mínimo que se pide al ayuntamiento del cambio es que no solo den la cara (algo que no hacía el anterior consistorio, eso es verdad, y se agradece), sino que cambien el chip de trabajo a uno más horizontal (sin olvidar las distintas representatividades y que el ayuntamiento es Estado, nosotres no), en que no insulten constantemente a la ciudadanía, a les presentes, que conozcan lo que hacemos o intentamos (¡que se aprovechen de eso, que para algo lo hacemos!), por ejemplo, minusvaloraron el trabajo de diagnóstico que han emprendido dos entidades sin siquiera saber quiénes están implicados, encima siendo iniciativas a las que se les ha invitado. La forma en que nos contaban la necesidad de trabajar en red a unes presentes que llevamos un año construyendo una resultaba patético (y nos conocen, se han reunido con nosotres), que nos cuenten el proceso de estudio, puesta en práctica y evaluación a entidades que llevan treinta años trabajando así (literalmente) o repitiendo el discurso de hace meses, pues es una burla. ¿Cómo no reírnos o enfadarnos?

Eso sí, para YA el Consejo Social, aunque no esté lista la contratación. Ya hemos perdido mucho tiempo desde, al menos, marzo, donde se mandó lo de la creación de ese Consejo Social a que existiera ese contrato. Ahora ya no es necesario, claro. Sigue siendo una creación vertical.

Jomra

Navegación de la entrada


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puede usar las siguientes etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong> 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.